Tu actividad
reciente
!

Herramienta del historial

Hemos guardado información importante de tus búsquedas anteriores para intentar facilitarte las cosas.

???private_mode_title???

???private_mode_text???

Últimas llantas vistos

Últimos puntos de venta vistos

Últimas búsquedas

CONDUCCIÓN DE ALTO RENDIMIENTO

La carretera revela nuestra verdadera naturaleza

Prepárate para el viaje. ¡Hay mucho placer de conducir por delante!

Los conductores apasionados pensamos asi

Acércate a algunos de nuestros socios más importantes; eventos, programas especiales, noticias, accesorios y más.

Conduce como un profesional

Lleva tu destreza en la pista a otro nivel. Aprende de un conductor experto que constantemente mejora en el arte de conducir.

  • Anticipa las situaciones

    Mantén tu vista al frente, mirando lejos en la ruta para que tus movimientos siempre sean naturales y estés preparado para situaciones imprevistas

  • Frená fuerte con ABS

    Los sistemas de ABS evitan que se traben los frenos, pero funcionan mejor cuando frenás fuerte, a diferencia de los sistemas que no son ABS.

     

  • Acelerá a fondo detrás del volante

    Con tracción delantera, conduce el vehículo y acelera cuando coleteas. Es intuitivo, el momento te sacará del patinazo y te permitirá recuperar el control. También intenta girar en la dirección contraria del patinazo.

  • Maniobra fuera del patinazo en tracción delantera.

    En los autos de doble tracción, gira en dirección del patinazo. Cuando te endereces, devuelve el volante.

  • Aceleración rápida

    Utiliza el clutch y el acelerador para mantener tu motor en el rango de revoluciones adecuado. Obtendrás la mayor potencia sin comprometer la tracción. Cuando sientas el tirón del motor, libera el clutch suavemente mientras aceleras.

     

  • No confíes solamente en el ESP

    Cuando vas muy rápido y pierdes adherencia en la ruta, el control de estabilidad electrónico no podrá ayudarte. Mantente en el rango de velocidad que tus llantas pueden tolerar en cualquier condición la carretera, ya sea mojada, seca, con nieve, etc.

  • Unos buenos frenos y unas buenas llantas son lo principal

    Unos buenos frenos y unas buenas llantas te mantienen fuera de problemas. Mantenlos en buen estado para evitar problemas.

  • Conocimiento es poder

    Conoce el circuito. Conoce cada curva y recta para liberar la potencia de tu vehículo y así lograr un desempeño más exacto y más competitivo.

     

  • Respeta los límites

    Aprende los límites de adherencia de tu vehículo en la pista. A medida que avanzas, desarrollarás un sexto sentido, y sabrás cuando estás maniobrando de más o de menos por las sensaciones del cuerpo. Lo verás y sentirás en tus oídos y brazos.

  • Aprovecha las curvas

    La trayectoria de giro es inmensa. Es mejor tomar las curvas lo más abierto posible, acercándote a la izquierda antes de girar a la derecha para encontrar el punto ideal y viceversa. Cuanto más amplio sea el giro, más rápido vas a poder pasar la curva.

  • Maniobra hacia el punto ideal

    Alcanza un equilibrio en tus curvas. Timonear corto es cuando tu trayecto es más extenso de lo que deseabas, por lo que no podes girar lo suficiente. Timoneo largo es cortar la curva muy cerrada, puede causar coletadas y derrapes. Lo sentirás en tu asiento.

  • Enfria los frenos

    Las carreras en pista proporcionan una inmensa cantidad de calor al sistema de tu auto, en especial a los pedales de freno. Da una vuelta frenando lo menos posible para que el flujo de aire enfríe los pedales de freno.

  • La presión es la clave

    Todas las llantas tienen una presión óptima cuando están calientes. Controla siempre la presión de las llantas. Cuando la presión es muy alta, podes maniobrar de más debido a la falta de contacto entre las llantas y la calle. En la pista, los niveles óptimos son diferentes de las recomendaciones estándar. La mayoría de las llantas deportivas sobrepasan los 2,5 BAR cuando están calientes. Pero las llantas MICHELIN Sport Cup, por ejemplo, deben estar a 2,2 BAR. Familiarizate con la mejor presión para tus llantas.